Mañana viernes 23 comenzamos un nuevo retiro de Mauna Yoga (el Yoga del Silencio). El Silencio Puro es el logro final de la evolución. Es esa Consciencia Pura que no está manifestada. Es Sat-Cit-Ananda. El Silencio es Jnana o sabiduría. Todo el Jnana o sabiduría de Siva (de la Consciencia Pura) se traduce en Silencio. Este silencio tiene varios niveles, los Siddhas hablan de la escalera del silencio hasta llegar al silencio Puro.

Kundalini es definida por el Siddha Agastyar como la espiral de sabiduría, podríamos decir que es la espiral que te lleva al silencio puro. Y dicha espiral, la kundalini, a cada paso por los chackras es una expresión del Gran silencio que es Siva. Por ello el Siddha konganar, habla del silencio de anahata como silencio variable (verso 5), también nos dice “acércate al chakra ajna y mira dentro, manteniendo el silencio (verso 5, Konganar). La forma de llegar al silencio Puro es elevar la kundalini concentrándonos en la experiencia.

Nos cuentan cómo “el silencio se pierde si la mente suelta el asidero” (konganar, verso 3), cómo “el famoso Tirumular venció por el camino del silencio” (Konganar, verso 4). El yoga es definido como “el silencio Real” (veso 14, Konganar). “Es la escalera del silencio la que lleva a los aspirantes a alcanzar el luminoso más allá y pasear allí”. (Konganar, verso 7).

“Elévate agarrándote al silencio y descansa allí

Duerme dentro del sonido ganando el sueño de la Consciencia pura”

(Konganar, verso 13)

“El absoluto que es Silencio” (Kamalamuni, verso 1).

“El silencio llamado Sat-Cit-Ananda” (Macccamuni, verso 1).

“El silencio es un siddhi” (Maccamuni, verso 6).

“Sosteniendo el silencio, sosteniendo el silencio, el silencio prevalecerá,

El silencio sin mácula te llevará arriba” (Maccamuni, verso 9).

Los anteriores  versos de diferentes Siddhas nos muestran qué es el Silencio. El silencio es un Siddhi, porque la persona que alcanza el silencio Puro o la Consciencia Pura, ha trascendido las impurezas o malas por las que está atada toda alma. El alma se encuentra limitada por una serie de aspectos que se conocen con el nombre de malas. Hay tres impurezas básicas: anava (que es la separación que el alma experimenta respecto de la consciencia Pura), karma (que es la ley por la cual experimentamos las consecuencias de nuestras acciones, ya sean originadas por pensamiento, palabra o acción propiamente dicha) y maya (que es la impureza que nos hace percibir un mundo de objetos, y un sujeto que somos nosotros, no permitiéndonos ver cuál es nuestra esencia y que esa esencia existe en todo).

El Silencio es nuestra verdadera naturaleza. Este silencio no es dejar de hablar, este silencio no es dejar de pensar, o detener nuestros pensamientos. Este silencio se da cuando la mente queda detenida, cuando los sentidos dejan de trabajar, se da cuando “ el engaño desaparece” (uno deja de percibirse de forma diferenciada con el mundo de los objetos).

En este silencio se disuelven todos los condicionamientos que nos limitan para experimentar nuestra esencia que es el Gozo Supremo.